Cintia Dominique (PRO Chivilcoy)

"No podemos ir por detrás del delito, queremos una política de prevención"

Ante los últimos hechos delictuales ocurridos en nuestra ciudad, tenemos el ferviente deseo que estas palabras se tomen desde quien tiene la más alta responsabilidad en el cuidado de la población como un pedido de extremar las políticas de seguridad preventiva para todos, de cambiar lo que se tenga que cambiar para que los resultados sean los que estamos esperando y de aceptar que nada se resuelve negando los hechos.
domingo, 11 de septiembre de 2022 · 03:42

Ya en el año 2016, comenzaron los primeros hechos graves en nuestra ciudad y se alteró para algunos la sensación de seguridad que gozábamos.

En 2020 y ya viendo que la inseguridad iba en aumento, cosa que percibimos por hablar con vecinos, en especial aquellos que viven en zonas alejadas del radio céntrico, decidimos  desde PRO Chivilcoy elaborar un proyecto de ordenanza con el objeto de contar con destacamentos móviles estacionados en puntos sensibles de Chivilcoy.

Lo presentamos en el Concejo Deliberante.  Los concejales que responden directa e indirectamente al ejecutivo municipal nunca lo elevaron al recinto para su tratamiento, si bien una concejal destacó por entonces que si era un proyecto para el bienestar de la comunidad sería bien recibido. Nada de eso pasó.

Cuando desde PRO se le da visibilidad a la propuesta, que por otra parte a muchos ciudadanos les pareció excelente, y sobre todo a los de los barrios más alejados que son los que más lo necesitan, desde el Ejecutivo nos responden que las políticas de seguridad se elaboran en la provincia de Buenos Aires y no en Chivilcoy por lo que no se podría llevar a cabo nuestro proyecto. Pero, contrariando estas expresiones, lo que nos alentó a presentar el proyecto fue la llegada a nuestra ciudad de dos funcionarios de Política Criminal del Ministerio de Seguridad de la Provincia, que le pidieron al Intendente llevar a cabo políticas criminales con base en el concepto de multiagencias, para que estas políticas fuesen lo más efectivas posible.  O sea, desde Provincia de Buenos Aires se previó lo que iba a suceder: la inseguridad iba a avanzar si no se le ponía un freno. En otros municipios se le prestó atención.

En la actualidad,  quien aún no sufrió un delito, tiene temor de ser víctima de uno, ya sea en la vía pública como en los domicilios.  En las últimas horas han sucedido episodios de inseguridad tan graves que no pueden quedar en la nada.  Nuestra ciudad no es una ciudad con tantos habitantes como para dejar que nos gane la anarquía, la falta de una política que encauce nuestra vida por los carriles normales y tranquilos por los que queremos transitar. No se puede permitir que no se le dé la importancia que corresponde a los hechos delictivos, primero porque no merecemos vivir con miedo y, en segundo lugar, porque la inseguridad está escalando a pasos agigantados. Se necesita que en forma urgente se revise la estrategia en esta cuestión y se nos brinde  protección antes que el hecho ocurra, no luego.  No podemos ir por detrás del delito, queremos una política de prevención.

Y ante las declaraciones del Sr Intendente en un medio local diciendo “me preocupa que personas quieran enseñarme a manejar la seguridad de la ciudad cuando no tienen ninguna experiencia e incluso jóvenes de 20 años que fueron a visitar un municipio y ya me quieren explicar cómo manejar la seguridad…”  no podemos dejarlo pasar. Primero, porque el Sr Intendente, al haber sido comisario, siempre llevó a cabo políticas criminales que diseñaron otros. Y segundo, ninguno de nosotros, -al menos desde PRO- le queremos enseñar al Sr. Intendente a manejar la seguridad, porque, humildemente decimos que no estamos en condiciones de enseñarle, pero sí afirmar por lo que como ciudadanos estamos padeciendo a diario, que el método implementado en Chivilcoy no está funcionando.

Generalmente el funcionario comete uno de tantos errores al creer que el ciudadano está habilitado solo para ponderar los trabajos que se realizan bien, que por otro lado, es su deber realizarlos bien. Los ciudadanos tenemos el derecho y el deber de la crítica para que el funcionario mejore su accionar. Vecinos que hemos escuchado, sienten temor de hacer público un comentario crítico, lo que nos preocupa….

Algunos de los casos que alarman: Caso Vella, caso Chiarlone, robo piraña en pleno centro, robo a comerciante a mano armada, robo a mano armada a financiera, herido grave de arma de fuego, varios casos de violencia que tiene a menores como víctimas de otros menores, robo de cables a vehículos en la vía publica y en predios privados, robo del sistema de aire acondicionado comercial en plena avenida, robo de varios transformadores de energía eléctrica, vandalismo en el Parque Industrial, destrozos en el predio de Radio Chivilcoy, robo en corralón de materiales, un niño que pierde un ojo víctima de una gomera usada por otro niño como un arma, casos de inseguridad vial a diario, destrozos a vehículo estacionado en Barrio Colón, robo del dinero recaudado para una niña internada en el Hospital Garrahan, hecho gravísimo en Alsina 600, hurtos de motocicletas, y siguen delitos por decenas.  ¡Tenemos miedo!

 

Comentarios

13/9/2022 | 10:17
#3
Chivilcoy es el conurbano del interior y el intendente dice que no pasa nada. Negar los problemas no lo soluciona, solo lo empeora. Hay que saber escuchar.
13/9/2022 | 09:07
#2
Últimamente las entraderas a familias conocidas, más allá de los robos de motos ,bicicletas, a negocios es sinónimo de que algo está fallando y no se quiere hacer cargo.
11/9/2022 | 12:02
#1
Uso el tema seguridad para ganar las elecciones, hoy dice que no es su responsabilidad, por lo visto esta pintado ya que todos los problemas de Chivilcoy son por culpa de gente mal intencionada, Renuncie !!!
11/9/2022 | 10:47
#0
Chivilcoy esta cada dia mas peligroso. Todos los chivilcoyanos lo sabemos menos el intendente.
11/9/2022 | 10:04
#-1
Está más que claro lo que sucede en Chivilcoy en cuestión de inseguridad. No es un invento de la oposición Sr intendente!.Ojalá nuestro Intendente apele a la humildad y no al ego. A veces varios ojos ven más que uno