La oportunidad llegó en mal momento

a “Picante” Agustina Obregón y su equipo lamentan que el debut como profesional haya sido interrumpido por el COVID-19
miércoles, 25 de marzo de 2020 · 10:07

Muchas veces las buenas oportunidades para un deportista no llegan en el mejor momento, tal el caso de la La “Picante” Agustina Obregón, quien recibió su licencia de boxeadora profesional a finales de 2019 y tenía previsto debutar el viernes 20 en su ciudad, frente a su público, festival que estaba previsto se realizara en el Estadio “Norte” de Racing Club.

Obregón junto al equipo técnico que integran Rubén “Ardilla” González y Rodolfo “Tito” Sosa, trabajaron muy duro con la boxeadora local, incluso la “Picante” iba a debutar antes, pero prefirieron sus entrenadores demorar ese debut para que subiera al ring con la mejor condición física, como la que nunca había tenido en su carrera como amateur; a sabiendas los técnicos que el profesionalismo es otra cosa, la cuidaron y cuando creyeron que ya estaba bien preparada, organizaron el festival que debió llevarse a cabo el último viernes, si no aparecía este virus que enloqueció al mundo.

La peleadora ha tratado de mantenerse en esta etapa de cuarentena obligatoria, ya que por ser única puede trabajar en su casa, haciendo los ejercicios y movimientos a los que la someten sus entrenadores.

Si todo pasa y se actualizan las actividades deportivas, Agustina Obregón para a poder cumplir su segundo sueño –el primero fue ser boxeadora, de debutar y hacer su carrera como profesional.

Comentarios

27/3/2020 | 10:11
#1
Hace 10 años atras siempre los amateurs para ser profesionales en la licencia tenian que tener minimo 40 peleas amateur para convertirse en profesionales. Esta piba jamas peleo un campeonato en la FAB, no llega a las 30 peleas y seguramente peleo 2 o 3 veces revanchas· . En chivilcoy siempre los mismos tecnicos de boxeo desde hace 25 ... 30 años nunca sacaron a ningun peleador, se viene una nueba generacion de tecnicos que son pocos pero actualizados y con la mente en formar buenos pugiles Y no en cobrar becas o garronear publicidades.